Una revolución metodológica en Suecia

Publicado por Jesús Alba  /   enero 12, 2017  /   Publicado en Historias  /   Ningún comentario
Sergi Angulo arenga a sus chicos del Nacka FC.

Sergi Angulo arenga a sus chicos del Nacka FC.

Desde el mismo momento en que nuestros clubes profesionales, a través de sus medios web y redes sociales, publicitan como si fueran títulos las goleadas de sus equipos prebenjamines, benjamines, alevines… a niños que compiten en los equipos de su pueblo, nos damos cuenta de que estamos en otra onda totalmente diferente. Fuera de España admiran y quieren implantar nuestra metodología, el fútbol con el que hemos ganado un Mundial y dos Eurocopas, pero no nuestra mentalidad. Ésa, desgraciadamente, está equivocada, pero muy equivocada.

El ejemplo, o uno de los ejemplos, lo protagoniza la historia de Sergi Angulo, un jovencísimo entrenador catalán (27 años) que fue reclutado en uno de los más grandes distritos al sur de Estocolmo para que pusiera en marcha un club de nueva creación para fútbol base, el Nacka FC, que se convirtiera en el mejor club formador de Suecia. Y en solo un año y medio, su proyecto se ha convertido en una revolución en el país nórdico. Varios clubes importantes de Suecia le han ofrecido dirigir sus escalafones inferiores porque los resultados no están en las victorias, sino que está en el juego y en la mentalidad. “He recibido propuestas, pero siento el Nacka como algo mío y aún estamos empezando”.

Sergi se dirige a niños en Sudáfrica.

Sergi se dirige a niños en Sudáfrica.

El proyecto es empezar de cero y Sergi no deja de repetir una frase, “tenemos tiempo”. La idea son nueve años de aprendizaje, nueve años para que el Nacka, la mejor escuela de Suecia (que ya lo es), empiece a dar futbolistas preparados (y lo estarán mejor que ningunos) para poder competir profesionalmente. Y curioso, el objetivo no es la formación de un equipo senior, sino simplemente el aprendizaje, la formación, tanto de jugadores como de entrenadores. Mientras, el trabajo parte de cuatro o cinco equipos, de 11 años hacia abajo, hasta llegar a la fase de iniciación, 5 años. Lo demás, de ahí para arriba, y la experiencia lo demuestra, ya se considera que está viciado y el aprendizaje no puede ser completo “porque habría que olvidar lo aprendido y empezar de cero”.

Y todo está en la metodología. “Todo es lo que enseñamos, lo que repitamos en los entrenamientos. Ves cómo se trabaja en las academias del fútbol francés y te das cuenta que repiten y repiten situaciones de uno contra uno, continuamente. Todo, o casi todo está enfocado a eso. El resultado es que tienen muy buenos delanteros. En España trabajamos la posesión, mucha posesión, rondos y tareas de conservación de balón… Y, claro, tenemos centrocampistas, y muy buenos, pero nuestros equipos tienen delanteros de fuera y en la selección sólo contamos con Diego Costa, que no es ‘nuestro’ y Morata que ha hecho algún gol”. Y es cierto lo que dice, tres de los cuatro primeros clasificados de la Liga española tienen delanteros franceses, Real Madrid (Benzema), Sevilla (Ben Yedder) y Atlético (Griezmann y Gameiro).

nac1Sergi fue reclutado por el responsable de esta idea del Nacka FC como director técnico para cambiar la metodología, implantar la estructura española y dirigir la formación de los entrenadores para producir los mejores jugadores de Suecia. “Muy influenciados por lo británico, están un poco estancados en el fútbol directo. Allí te encuentras con que todo lo basan en la preparación física, trabajos analíticos… El cambio ha sido importante al hacerlo todo integrado y sobre todo, que el futbolista, el niño, entienda el juego, lo analice, sepa cuáles son las decisiones correctas en cada situación y cuáles las incorrectas. Y lo importante es que se divierte”. Para ello, Sergi utiliza el vídeo con los niños y una base metodológica que ha acumulado en años de experiencia. “La cantera del Espanyol me ha permitido trabajar en países diferentes y acumular experiencias”, apunta Sergi, que ha aportado parte de su metodología en Marsella (Francia) o en Sudáfrica antes de su llegada a Suecia.

nacka1En Suecia la competición, tal y como la conocemos en nuestro mundo ‘federado’, no existe, por lo que el niño debe crecer bajo un aprendizaje de distinta filosofía. Sí se organizan torneos que sirven, sobre todo, para evaluar el aprendizaje y compararlo con el de otros niños de otras escuelas o clubes. El resultado como tal, básicamente, no importa, pues es una parte del aprendizaje, aunque sí hay que empezar a inculcar en el jugador la mentalidad competitiva, para la que en su metodología también utilizan las sesiones de entrenamiento.

Acaba de exponer su metodología a técnicos del Granada CF y ha mantenido en Sevilla un provechoso contacto con entrenadores de Extremadura y profesionales interesados en la formación de chicos en el fútbol base, un método de éxito garantizado pero sobre todo de amor por esta vocación que consta de 800 páginas, con 156 principios y subprincipios del juego para aplicar al fútbol base enriquecidos con gráficos, vídeos didácticos y todo lujo de detalles. Un trabajo en el que hay una gran ilusión detrás y que no es extraño que haya levantado tantísimo revuelo en un país como Suecia, que con profesionales con esta mentalidad en unos años estará futbolísticamente al nivel de los mejores.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*


nueve × = 27

(C) cuentaconlacantera.com, 2012. Todos los derechos reservados | Contacto